INICIO - NOTICIAS

Juanjo amigo, nos negamos a llevarnos de ti la imagen de los últimos días, en ella mostrabas la dureza de la enfermedad, el dolor y la tristeza y esa no es la realidad. Por eso queremos olvidarla cuanto antes. 

Queremos llevar en nuestra cartera tu imagen real de compañero entregado en cuerpo y alma a nuestro Ribera, ya fuese como Jefe de Estudios, serio, responsable, organizado, pero sobre todo humano; o como Biólogo ilusionado, trabajador especialmente con los alumnos a los que apreciabas tanto y con los que tenías una inmejorable relación; y cómo no con esa imagen de hombre de paz que ha resuelto cuantos problemas surgían en la convivencia del Instituto. 

Y qué decir de la imagen del Juanjo AMIGO con el que hemos compartido tantos y tan buenos momentos: tomando un café, una cerveza,… cierto que últimamente era sin alcohol, pero no importaba; organizando celebraciones en el Departamento a las cuales se unían los más próximos y comiendo o cenando por diferentes motivos. Me viene ahora a la memoria ese Bacalao a la leonesa que año tras año se ha convertido en un referente para nosotros. 

También queremos llevarnos la imagen del Juanjo conversador que con su volumen de voz llenaba cualquier recinto, creando a su alrededor un ambiente de alegría y buen humor que hacía que nos acercáramos a ti. Cierto que en ocasiones abusábamos de tus conocimientos sobre legislación que tú y sólo tú conocías y que siempre resolvía nuestras dudas. 

Nos has demostrado tener una voluntad férrea ante la adversidad que nos ha arrastrado a todos al optimismo, y cegados por tu valor, no hemos querido ver la realidad. 

Para terminar queremos agradecerte que hayas caminado junto a nosotros todos estos años. Ten la seguridad de que has conseguido que la caminata haya sido mucho más agradable y de que todos hayamos sido un poco más felices.